viernes, 8 de abril de 2016

Casarrubios del Monte: EN ABRIL Y SIN PRESUPUESTOS DEL 2016.

Que el actual gobierno de Casarrubios del Monte es un engendro  político al que sólo permite su supervivencia  las circunstancias, es algo que objetivamente pocos pueden poner en duda. A la inexperiencia en la gestión e incapacidad política  de la mayoría de sus componentes, se ha unido una falta de legitimidad política derivada de estar sostenido por una concejala expulsada de su formación política y que se ha llevado el acta bajo el brazo pasando a NO ADSCRITA. 

Así las cosas, tenemos un Alcalde al que sostiene una concejala NO ADSCRITA que carece de apoyos en el núcleo urbano de Calypo Fado más allá de cuatro o cinco "palmeros" que la irán abandonando a medida que se acerce su final político por el transcurso del tiempo y un concejal de Izquierda Unida que dice no ser parte del gobierno,  que ni está ni se le espera y del que se ha denuncia que NO ESTA EMPADRONADO en el municipio y que está empadronado en la Comunidad de Madrid lo que le permite disfrutar  de los hospitales de Móstoles, Alcorcón, etc cuando VOTA EN CONTRA de que los vecinos de CALYPO FADO puedan tener esos mismos derechos pidiendo la anulación del convenio sanitario en vez de apoyar SU MEJORA, a esto se le llama tener "trágalas" y engañar a los votantes.

En definitiva casi un año después de las elecciones municipales de mayo de 2015, nos encontramos con un gobierno a la deriva sin iniciativa política, sin capacidad política,sin objetivos  políticos en materia de creación de empleo,  al que les importa un pimiento el medio ambiente( ver votación de la EDAR), que carece de políticas para la juventud y la tercera edad, etc, etc.

Y así las cosas no se ponen ni rojos por no tener aprobados los Presupuestos del año 2016 y seguír con los Presupuestos prorrogados del 2015, y  cuando a los vecinos/as les siguen metiendo la mano en la cartera para financiarse SU FIESTA POLÍTICA y sus sueldos vía revisión del I.B.I. y sin la mínima explicación. Es la política del "más de lo mismo" y que recurre a la financiación municipal por la sola vía de meter la mano en la cartera de los vecinos/as.
Resultado de imagen de METER MANO EN LA CARTERA